GuidePedia

0

Los periquitos son aves originarias de Australia, con un tiempo de vida aproximado entre diez y doce años. Ellos suelen adaptarse de forma rápida a la vida en jaula, pero a menudo sufren diversas enfermedades pues poseen un sistema inmunológico bastante frágil.

Instintivamente, los periquitos tienden a esconder cualquier síntoma para evitar ser marginados por sus compañeros, por esto resulta fundamental determinar cualquier comportamiento inusual, y luego de esto consultar a un profesional, ya que en este tipo de aves, las enfermedades avanzan rápidamente.

A continuación mencionamos algunos de los signos más frecuentes que debes observar, los cuales podrían alertarte sobre algún padecimiento:
  • El periquito come o bebe menos o más de lo normal;
  • Muestra pérdida de peso o aumento desmedido;
  • Su plumaje se pone opaco;
  • Su céreo cambia de color;
  • Manifiesta poca actividad,
  • No vuela o jadea después de hacerlo;
  • Respira con dificultad;
  • Le lloran los ojos o los mantiene mucho tiempo cerrados;
  • Evita el contacto con sus compañeros o son ellos quienes lo rechazan;
  • Sus excrementos cambian de color.
Algunos padecimientos de estas aves son: muda anormal del plumaje, ácaros, parásitos internos o externos, diarrea, resfriados, candidiasis, irritación del buche, carencia o sobre dosificación de vitaminas, entre otros.

Si observas uno o más signos de los que te indicamos anteriormente, no dudes consultar inmediatamente a un especialista en aves. Recuerda que de un tratamiento oportuno depende la recuperación de tu periquito.

Publicar un comentario

 
Top